¿Creías que no podías aprender nada más de Big Bang Theory?

¡Zas! En toda la boca

Hoy día 18 de febrero es el día internacional del Asperger y cada día miles de personas y sus familias ven muy afectadas sus vidas a causa de este trastorno. Pensamos que hay que seguir dando visibilidad a los distintos trastornos que existen, sin que ello merme el que podamos disfrutar de las series o películas que nos gustan.

Así que hoy, de la mano de Sheldon Cooper, uno de los asperger más conocidos de la cultura pop, os traemos, un estudio pormenorizado de los trastornos que nos muestran los personajes de Big Bang Theory. Raro sería que no conocieses a este grupo de simpáticos frikis que se enfrentan a un mundo sin superpoderes, lo que no les impedirá tener que enfrentarse a sus miedos o a su archienemigo, la gravedad, una “ramera despiadada”. Los amantes de las series habrán visto mucha variedad de grupos de amigos (Friends, Cómo conocí a vuestra madre, etc.), pero lo que hace especial a esta serie es precisamente las peculiaridades de los miembros que la conforman (en su mayor parte auténticos cerebritos). Con mucha ironía, nos enseñan cosas de física, superhéroes o sobre lo que vamos a centrarnos en este artículo: algunos rasgos de trastornos psicológicos.

Vamos a ver en profundidad, los diversos trastornos que nos encontramos en la serie, aunque cabe recordar siempre que la serie lo hace en tono de humor y no como una transcripción exacta de los síntomas.

Como no podría ser de otra manera nos gustaría empezar hablando del físico Sheldon Cooper.

No es difícil encontrar rasgos del trastorno conocido como asperger, un tipo de autismo de alto rendimiento, en el personaje más característico de esta sitcom. Se nos presenta a un joven con un altísimo cociente intelectual (lo que usualmente es entendido como inteligencia), pero, sin embargo, con unos niveles bajísimos en ese reciente concepto que los psicólogos usamos mucho de “inteligencia emocional”. Este rasgo está muy presente en el asperger, la carencia de empatía o la incapacidad para comprender las emociones de los demás o la interpretación literal de cualquier comentario (todos recordamos los cartelitos que le hacía Leonard para indicarle que un comentario era sarcástico y así poder entender o seguir la conversación).

 

 

 

 

 

 

 

 

El asperger es un trastorno que usualmente suele presentarse en compañía de otros (comórbido), por ejemplo, vemos en Sheldon una muy marcada inflexibilidad del pensamiento o pensamiento rígido, siempre cree tener razón y piensa que las cosas deben hacerse según su criterio y a su manera, lo cual dada su compulsión y el malestar que suele provocarle cuando no es así, se puede relacionar con el Toc (trastorno obsesivo compulsivo). Su obsesión por tocar tres veces a la puerta, su clara obsesión por sentarse en su sitio, los contratos de compañero de piso para tenerlo todo bien atado y que no haya nada que se salga de unas rutinas fijas, son algunos de esos episodios en los que podemos ver esos rasgos del Toc.

Retomando los síntomas presentes en el asperger y como se nos presentan en esta serie, vemos a nuestro personaje estrella con una marcada dificultad para elegir temas de los que hablar, no le gusta hablar de cosas triviales o sin utilidad en su mayor parte. Las personas que padecen este trastorno tienen intereses muy concretos y específicos sobre los que acumulan mucha información, que, unido a las dificultades para entablar conversaciones, nos da como resultado un “Sheldon” al que le encanta dar datos curiosos sobre temas muy diversos y variopintos.

Como último rasgo a comentar, las personas con asperger suelen evitar el contacto visual y vemos que Sheldon además de esto último, odia el contacto físico, por ejemplo, dar abrazos (que si recordáis eran un premio a dar en ocasiones muy concretas), de hecho, esta práctica le ocasionó acabar enfermo una vez, lo que le sirvió para reafirmar su aversión al contacto.

Si nos centramos ahora en su fiel amigo y compañero de piso Leonard: inicialmente y de forma muy superficial, podemos ver que presenta una muy baja autoestima. Si profundizamos un poco más, vemos que es debida a una educación muy estricta basada en los logros académicos y con muy poco apego emocional. Esas carencias afectivas en la infancia derivaron en una alta necesidad de aprobación especialmente de su madre, e inseguridad en sus relaciones con las mujeres. Del mismo modo, esa baja autoestima le lleva a autoimponerse el rol de cuidador de Sheldon, lo que le confiere control y seguridad, aunque a menudo se queja de ello. Así mismo no es inusual verle sufrir algunos ataques de ansiedad.

 

Otro característico personaje de este insólito cuarteto original seria Raj. Desde el primer capítulo, nos muestran que padece un tipo de mutismo selectivo a consecuencia de algo parecido a la ansiedad social (decimos algo parecido, porque como la mayoría de trastornos se toman sus licencias para darle mayor humor).

Este trastorno se caracteriza por que las personas que lo padecen son totalmente capaces de hablar, pero en determinados contextos muy específicos no pueden hacerlo, que en el caso de Raj es a la hora de hablar con mujeres. Las personas que padecen este trastorno no llegan a saber el porqué de esta incapacidad, por lo que suele degenerar en frustración, alto nivel de angustia y ansiedad, principales causas que hacen que este trastorno se presente. Dicha ansiedad viene como consecuencia del miedo a la evaluación de otros, que como hemos mencionado en este caso son las mujeres, por eso cuando bebía alcohol, al desinhibirse, si lograba hablar con ellas; aunque lógicamente ese no es el tratamiento recomendado para este trastorno.

 

 

 

 

 

 

 

 

Y podríamos concluir con Howard y su trastorno narcisista de la personalidad. Que suele presentarse con una tendencia a exagerar sus logros (como cuando Howard fue al espacio) y una sobrestimación de sus capacidades que se puede ver fácilmente en pantalla con su actitud a la hora de ligar, y esa tendencia a ser bastante creído al hablar de sus encuentros con mujeres. Nos explican que todo ese conjunto de comportamientos, los usa para suplir su baja autoestima y las carencias afectivas y sentimientos de abandono que sufre, debido a que su padre le dejó sólo con su madre en su infancia y se fue de casa.

Sin embargo, Howard no presenta otros muchos rasgos asociados a este trastorno, como la falta de empatía, ya que es muy buen amigo y se preocupa por ellos; o la arrogancia, soberbia o envidia patológica. Él es capaz de alegrarse por los logros ajenos.

Otro rasgo muy visible en la serie, es que ese abandono paterno aumentó sus sentimientos de inseguridad con sentimientos de culpa y llevaron a un mayor vinculo de apego desadaptativo hacia su madre que de forma cómica muestra un pseudo complejo de Edipo, que le hizo buscar una pareja con características de personalidad similares a las de su madre (Bernadette).

 

 

 

 

 

 

 

A lo largo de sus 12 temporadas vemos a los personajes evolucionar, algunos de los rasgos que más marcaron a los personajes al principio de la serie, se van diluyendo cuando conocen y socializan con más personajes.

No debemos olvidar, que, en mayor o menor medida, los trastornos psicológicos son más comunes de lo que solemos creer y muchos rasgos visibles que parecen graciosos suponen un gran problema para las personas o familiares de quienes lo padecen. Con esta entrada hemos intentado enseñaros un poco de toda esa información que nos brindan las series o películas que amamos, sobre algunos trastornos psicológicos, para que tengáis una vista más completa de todos ellos.

Ahora, si os ha gustado ya podéis compartirlo y comentarlo, o si no… ¡Hasta la próxima!

 

 

 

 

Nieves Marín
Nº Col. AN10732

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *